Información sobre Zika

header

Microcefalia y síndrome de Guillain-Barré



La organización Mundial de la Salud (OMS), ha declarado que luego de examinar exhaustivamente los datos disponibles, se llegó al consenso científico de que el zika tiene una relación causal con la microcefalia y el síndrome de Guillain-Barré (SGB).  Las investigaciones continúan con mayor rigurosidad, para verificar si existe relación entre este virus y otros trastornos neurológicos.

Varios países que han registrado brotes de Zika también han informado sobre el aumento en la cantidad de pacientes con síndrome de Guillain-Barré.  Estudios de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), sugieren que el SGB está fuertemente asociado al zika, aunque sólo una proporción pequeña de personas afectadas por el virus Zika desarrolla SGB.

Datos de la OMS señalan que en el síndrome de Guillain-Barré, el sistema inmunitario del organismo ataca parte del sistema nervioso periférico,  afectando los nervios que controlan los movimientos musculares así como a los que transmiten sensaciones dolorosas, térmicas y táctiles. Esto puede producir debilidad muscular y pérdida de sensibilidad en las piernas o brazos.

El síndrome de Guillain-Barré puede ser mortal y las personas afectadas necesitan tratamiento, a veces en cuidados intensivos, y seguimiento.

En tanto que la microcefalia, se trata de una malformación congénita en la que la cabeza del recién nacido es más pequeña que el tamaño normal que corresponde para la edad al momento de nacer y el sexo.

Según investigaciones del CDC, “no hay consenso específico respecto al hecho de que el virus del Zika causa microcefalia”, sin embargo, mientras continúan las investigaciones, se recomienda extremar las precauciones durante un embarazo para evitar la infección, ya que en los recién nacidos que se les diagnostica microcefalia, el tamaño de su cerebro es proporcional al tamaño de su cabeza y esto pudiera afectar su desarrollo intelectual.